Uncategorized

Uno de los mejores desguaces

Con la llegada del año nuevo, la mayoría de los ayuntamientos hacen un balance del año anterior y ven en que pueden mejorar, hacen un recuento y se dan cuenta de en que cosas se puede invertir en el año nuevo y en que no merece la pena. Los que no tienen entre manos obras faraónicas se atreven a realizar algunos proyectos que  tienen entre manos desde hace tiempo pero que por unas cosas o por otras no han podido realizar. Esto lo hacen siempre con el beneplácito de la oposición que en casi todos los momentos dicen que no a todo.

La verdad es que muchos de los pueblos españoles necesitan nuevas infraestructuras y nuevos accesos, o arreglos de calles, o sustitución de alumbrados… muchas cosas que hay que hacer de una manera o de otra. Es entonces cuando los ayuntamientos con el único fin de abaratar la obra deciden contactar con los desguaces industriales para alquilar la maquinaria necesaria para los menesteres que tienen entre manos, de otro modo no podrían hacer frente a la obra que quieren emprender.

Los ayuntamientos se calen de personas en desempleo para realizar estos trabajos, los sacando e la lista del paro, les hace un contrato de una duración aproximada de seis meses, les da un sueldo medianamente decente y les ofrece la oportunidad de trabajar aunque no sea por mucho tiempo. También es cierto que de este modo el ayuntamiento se ahorra unos cuantos euros ya que consigue la mano de obra mucho más económica.

No todos los desguaces alquilan maquinaria de obra, no todos tienen esa capacidad, la mayoría se dedica exclusivamente a los coches o las motocicletas, pero los hay que tienen buenas máquinas para las empresas que las necesitan, están a la venta y en alquiler por lo que se puede elegir que es lo que se quiere hacer.
Hay pueblos maravillosos en España, solo falta que el consorcio se ponga en su lugar y empieza a reparar los desperfectos que se ocasionan en ellos, para algo pagamos impuestos, para poder contar con que los parques estén limpios y para poder estar tranquilos cuando llueve mucho porque sabemos que no inundaran las calles, que el alumbrado funciona en perfectas condiciones y podemos disfrutar de unas fiestas populares dignas, de esas que nos gustan a todos, de esas que son en verano y que todos visitamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies