Uncategorized

Sobre la necesidad de contratar seguros para celulares: aumentó el robo de equipos móviles

Como es sabido, la Argentina padece una grave crisis económica. Ante esa situación, han aumentado notoriamente los robos de equipos móviles, con lo cual, los seguros para celulares se tornan cada vez más necesarios. (Entrá a este sitio si querés saber qué tipos de seguros para celulares existen y cuáles son sus valores).

La Ciudad Autónoma de Buenos Aires como el lugar donde más robos de celulares se cometen

  • Una señora está por entrar a la boca del subte C en Retiro mientras va hablando por teléfono cuando, a la carrera, alguien le arrebata el celular y se pierde entre la marea de gente en cuestión de segundos.
  • Una adolescente chequea en la parada del 113 en Palermo las últimas notificaciones de sus redes sociales y se queda viendo cómo la pantalla, que hasta hace unos segundos estaba a apenas 10 centímetros de su nariz, se pierde en una moto que se aleja por la avenida Santa Fe.
  • Un oficinista, que prefiere prevenir que curar y ya no usa el celular en la calle, recibe un llamado telefónico de su jefe. Atiende. Está parado en un semáforo en la 9 de Julio y Corrientes. Un pibe lo empuja de atrás y se va corriendo, mientras otro, desde adelante, le arrebata el celular al señor y se sube a la moto de un colega de delito que lo espera en el cordón de la calle.

Las escenas se repiten cada vez más en la Ciudad, donde el robo de celulares encabeza la estadística de hechos delictivos según el Ministerio de Seguridad porteño.

Se trata del delito que más se registra en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. En los últimos dos meses, los detenidos por este tipo de ilícitos superan a los de cualquier otro hecho delictivo en la Capital Federal.

Sin embargo, quienes son capturados durante los operativos policiales permanecen, en promedio, no más de 24 horas tras las rejas.

Los teléfonos inteligentes como el bien más codiciado por los delincuentes callejeros

Los smartphones son fáciles de ubicar en el mercado negro. Un ladrón de a pie obtiene algunos pesos por un teléfono en las galerías de Once, que luego será vendido por más del doble.

En la galería el teléfono se venderá por un precio lo suficientemente por debajo del que tiene en el circuito legal —en promedio, alrededor de un 50% menos, un poco más en el caso de los de alta gama—, gancho necesario para atraer a los compradores y también para vender rápido equipos que se sabe que fueron obtenidos de forma criminal.

Cifras sobre el robo de celulares

Según datos del ministerio de Seguridad de la Ciudad, tan solo en los últimos dos meses (julio y agosto), se registraron 130 locales de venta de celulares. Se secuestraron durante esos operativos 439 teléfonos, fueron detenidas 80 personas y se concretaron 92 clausuras.

Fuentes cercanas a este ministerio remarcaron que son muy pocas las víctimas que denuncian el robo de teléfonos. El dato cobra relevancia si se tiene en cuenta que el factor influye directamente en el número de hechos registrados de manera oficial.

Los equipos descubiertos durante los allanamientos por las fuerzas de seguridad en galerías o locales son contrastados con los que figuran en la lista de dispositivos robados del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom). Dicho con otras palabras, si no existe una denuncia, el robo no cuenta para la estadística.

Entre otros de las datos que se desprenden de los operativos de los últimos 60 días, está este: de las 80 personas detenidas, 63 son de nacionalidad peruana, 4 venezolana, 5 argentina, 4 colombiana, 2 boliviana, 1 dominicana y 1 chilena. La mayoría de ellos estuvieron solo 24 horas tras las rejas.

La razón de la poca permanencia de los detenidos se debe a que es casi imposible vincular a quienes comercializan los teléfonos con el hecho delictivo concreto.

Seguros para celulares: cómo son y cuánto cuestan

Los seguros para celulares comienzan a cubrirte inmediatamente luego de dado de alta.

En la mayoría de los casos, cubren a partir del 50 % del valor del equipo. Además, casi todas las compañías cubren un solo robo al año.

Por su parte, para hacer valer la póliza ante un robo, es necesario realizar una denuncia policial.

Dicho esto, debemos aclarar que es preciso estar muy, pero muy atentos a la famosa letra chica.

Existen compañías que no cubren siniestros que hayan sido “instigados o facilitados con dolo o culpa del asegurado” (¿y cómo se determina esto…?), tampoco pérdidas por extravío (¿cuál es la diferencia entre un extravío y una pérdida…?, casos de estafa o defraudación y en los casos en que el siniestro ocurra en el domicilio del asegurado (¿si entran a robar en mi casa y se llevan mi celular, ¿el seguro no me cubre?).

Asimismo, hay algunas empresas que no se hacen cargo en caso de “hurto”, que, a diferencia del robo, consiste en “tomar con ánimo de lucro elementos ajenos contra la voluntad de su dueño, sin que se incurra en violencia”.

Es decir, si, por ejemplo, en el subte nos sacan el teléfono del bolsillo o de la cartera, el seguro no nos cubre.

Con respecto al valor de los seguros, no existe un precio fijo. Depende de la empresa, por un lado, y del equipo que uno tenga, por el otro.

Sin embargo, como dijimos al principio, va desde una pequeña suma de dinero hasta los cientos de pesos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies